6 jul. 2012

Entrenamiento militar con bondage

Una parte del período de entrenamiento de un SEAL consiste en aprender a nadar con las manos y los pies sujetos. A 9 pies de profundidad dentro de una piscina tienen que realizar una serie de requisitos, entre ellos no morir ahogados.

Que morbo ser quien los ate.

Supongo que después usarán esto mismo para torturar prisioneros, haciendo caso omiso de la Convención de Ginebra, los derechos humanos, etc.





No hay comentarios:

Publicar un comentario